La webcam no deja de mirarme… ¿la tapo?

A pesar de que a día de hoy existe todavía gente que no cree en estas cosas, el espionaje vía webcam es un hecho que ocurre a diario. Atrás quedaron las películas de suspense o los mitos urbanos donde se asustaba a los usuarios de pc para que hicieran un uso responsable de éstos. La webcam no es sólo una herramienta de la que tú dispones, sino que puede ser interceptada, robada o controlada por alguien que accede ilegalmente a tu ordenador. Y, casi aún más importante, también en tu móvil.

Y es que el espionaje no existe sólo en las teorías conspiratorias que hablan sobre Gobiernos que observan a su población. Hace años ya conocimos la noticia de que se usaba el espionaje por webcam para recabar información sobre los usuarios del portal Yahoo en el Reino Unido.

El espionaje va mucho más allá en la actualidad. Ahora, cualquier persona que quiera sacar información puede tener una razón más que suficiente para intentar hacerse con el control de tu cámara. Podrá ser una persona de tu entorno que busca chantajearte, un acosador que quiere observarte o sencillamente un personaje anónimo de internet que pretende conseguir dinero a cambio de información confidencial.

Todo esto toma especial relevancia cuando hablamos de chantaje a menores. Yo soy padre, me preocupa mucho este problema y quiero poner las medidas necesarias para cuando mi enana mayor quiera ser parte activa de las redes sociales.

Pero, ¿cómo sé si me están espiando por mi webcam?

Aunque no es la única manera, puedes poner atención a estos consejos:

  • Luz webcam encendida. No hace falta ser un genio con ésta: si la webcam tiene la luz encendida y tú no estás usándola, ya sabes que hay alguien más que sí lo está haciendo. Pero ojo, algunos ciberdelincuentes saben saltarse ese paso y podrán espiarte por tu webcam sin que la luz se encienda.
  • Mensajes sospechosos, aunque existe la posibilidad de que te espíen sin más, lo normal es que quien lo hace intente sacar algo a cambio. Si no la conoces, te invito a leer la historia de Taylor Cooper a quien chantajearon a través de Facebook, engañándole para que mostrara imágenes íntimas por la webcam. Poco después, se encontró con que dichas imágenes circulaban por Youtube y le pedían mucho dinero si no quería que llegaran a su familia.

La privacidad en internet es un tema complicado, todos tenemos que tener cuidado con las cosas que mostramos en una conversación privada, porque algún día podrían dejar de serlo.

Entonces, ¿cómo evito que me espíen por la Webcam?

  • Escoge un buen antivirus. La exploración que suelen ofrecer para buscar software sospechoso podría advertirte de que alguien está entrando en tu ordenador para espiarte por la webcam, para espiar tu actividad, …
  • Desconecta la webcam. Evidentemente, si está integrada en tu ordenador esta opción no es la más adecuada, y si no lo está podrás pensar que es un fastidio tener que desconectarla cada vez que la usas. El que debe valorar el riesgo es el propio usuario, y por tanto, la elección también es suya. Algunas aplicaciones te permitirán bloquear tu webcam si está integrada en tu ordenador.
  • Tapa la webcam. Ésta es la forma más sencilla de protegerte. Si usas una webcam externa, gírala hacia la pared o tápala con algún objeto, y si está integrada en tu ordenador una simple pegatina bastará para taparla. Así, en caso de que alguien finalmente acceda remotamente a tu ordenador, sólo conseguirá ver una buena pantalla en negro.

Que los ciberdelincuentes están ahí es algo que deberíamos aceptar como inevitable y por tanto deberíamos encarar nuestras acciones a que no nos conviertan en víctimas de chantajes o robos de información. De esta forma, conseguiremos hacer un uso responsable de nuestra webcam, navegando por internet con la tranquilidad de quien se sabe en puerto seguro.

delito-informatico

Delito informático: denúncialo!

Hasta hace apenas unos años la figura conocida como “delito informático” ni si quiera formaba parte de algo tan importante como el Código Penal. Como tal, sólo podían denunciarse aquellos delitos que ya tenían una forma física o que existían previamente.

Con la nueva reforma del Código Penal se hicieron, además de algunos estropicios, algunos cambios más que interesantes.

 

Tipos de delitos informáticos reconocidos por el código penal Español

  • Robo, suplantación, usurpación, estafa, fraude, y básicamente todos aquellos relacionados con el bolsillo. Dado que hoy en día forma parte de la normalidad contar con cuentas bancarias, tarjetas de crédito, o sencillamente con dinero on-line en cualquiera de sus versiones, ya venía siendo necesario que se recogiera algún tipo de garantía legal capaz de defendernos.
  • Aquellos que vulneren nuestra intimidad en cualquiera de sus formas. Ya sea accediendo a documentos secretos, interceptando nuestras comunicaciones, realizando transcripciones o copias de las mismas, etc.
  • Calumnias e injurias. Conocidas ya fuera del aspecto cibernético, se ven aumentadas exponencialmente debido a las nuevas tecnologías, que facilitan que la información se divulgue en cuestión de segundos, sea contrastada o no.
  • Amenazas o acoso. Éste sí que es un nuevo paso en nuestro Código Penal. Aunque las amenazas sólo son creíbles si existe un peligro real tras ellas y el acoso debe ser contrastado antes de poder denunciarlo, al menos tenemos la protección que nos hacía falta en casos donde antes no podíamos hacer nada. ¿Tienes un blog y recibes amenazas por lo que publicas? ¿Un chico pesado que te conoció en un foro te ha investigado hasta saber dónde vives? Da igual que las fronteras de internet lleven el rastro hasta el extranjero; la policía lo investigará, tomando las medidas pertinentes.
  • Daños o ataques a la propiedad intelectual. A menudo la información que tenemos en nuestros ordenadores puede valer más que el oro; ya sea con el desarrollo de aplicaciones, por usar un soporte determinado, o porque eres el autor de un nuevo tipo de invento revolucionario y quieres patentarlo. Los delitos contra la propiedad intelectual, industrial, revelación de secretos o simplemente contra el daño hacia la información o contenido de datos que querías proteger, ahora forman parte de algunos de los delitos más comunes, y la policía se ha puesto las pilas para poder hacerles frente.
  • Delitos de tenencia. Muchos más fáciles de denunciar, debido probablemente a su naturaleza. Aquí encajan delitos como la pornografía infantil o el chantaje.
  • Acoso escolar o Bullying. Éste es un reciente tipo de delito que no es considerado en muchas ocasiones como denunciable. Los menores, como tales, no son penalmente responsables y por tanto es fácil pensar que los autores menores de delitos informáticos (el más común el acoso escolar) no serán perseguidos por la justicia. NADA más lejos de la verdad. Existe una cosita maravillosa llamada Ley de Responsabilidad Penal del Menor (LRPM) según la cual existen los mismos delitos que podría cometer un adulto pero con diferentes consecuencias. Papá, mamá, no tengáis miedo de que los niños malos queden impunes: la policía también sabe cómo actuar en estos casos.

 

¿Cómo denuncio un delito informático?

Pues bien, dado que ya forman parte del Código Penal, se pueden denunciar de cualquier forma. Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado permiten denuncias por teléfono, página web, en comisarías, o incluso en hospitales mediante atestado.

Para tener algo más concreto, podéis dirigiros a éstas páginas webs ofrecidas por la Policía Nacional y la Guardia Civil.

Policía Nacional:

 

Guardia Civil:

 

Consejo final

Ante la duda… no dudéis y denunciad. El anonimato que a veces ofrece internet ha conseguido que muchos delincuentes se crean inpunes y piensen que no dejan huella a su paso. La verdad es bien distinta, los peritos informáticos forenses pueden obrar maravillas (que se lo pregunten al amigo Lorenzo Martínez) y descubrir que, el que se cree a salvo porque usa el Ciber-Café del pueblo para acosar a la chica que le gusta del instituto, en realidad…no lo está.

SecurityInside Live: Check Point Cyber Day 2017

La omnipresente transformación digital y el Internet de las Cosas piden cambios fundamentales en el presente y futuro de la ciberseguridad. Los últimos ataques ocurridos a nivel mundial demuestran la necesidad de implementar estrategias innovadoras para securizar las empresas.

Hoy asistimos al Check Point Cyber Day 2017, una jornada dedicada a los CIOs, CISOs, IT Security Managers y todos los interesados en conocer el futuro de la ciberseguridad de la mano de expertos nacionales e internacionales en esta materia.

Leer más

Logotipo de la red I2P

I2P: Una red anónima que deberías conocer

Quizás nos suene las siglas I2P, posiblemente nos venga a la mente una red anónima no muy conocida, pero lo más seguro es que automáticamente pensemos en Tor cuando necesitemos soluciones que nos aporten privacidad y anonimato.

Leer más

Vulnerabilidades en Tor dejan al descubierto los servicios ocultos

Vulnerabilidades en Tor ponen en peligro el anonimato en los servicios ocultos

Lo más probable es que todos sepamos de la existencia de Tor, tengamos ciertas nociones sobre su funcionamiento y hayamos tenido la curiosidad de acceder a un servicio oculto. Pero, ¿somos conscientes de la existencia de vulnerabilidades en Tor que pueden poner en peligro el anonimato en los servicios ocultos?

Leer más